10 de diciembre de 2009

Un sueño





  1. Hoy los humanos de países avanzados, desarrollados o más enriquecidos, nacen en clínicas y mueren en hospitales. ¿Deben vivir también como en un centro hospitalario?
  2. Cada época sueña la siguiente, además se encamina soñando hacia el despertar. (W. Benjamin)
  3. Anoche soñé que me encontraba en el ascensor de casa con Epicteto. Me miró, con sonrisa sin dientes, y comentó como quien hace una pregunta - Y tú qué has elegido, la salud o los deseos.


  4. No lo sé, pero en mi libreta negra tengo anotada una frase de Charles F. Kettering que enuncia el triunfo de un mundo feliz al que no puedes enfrentarte:
    La clave para la prosperidad económica consiste en la creación organizada de un sentimiento de insatisfacción.


4 comentarios:

Sirena Varada dijo...

“Y tú qué has elegido, la salud o los deseos”.
La pregunta lleva implícita una afirmación: el hecho de que se tenga la posibilidad o facultad de elegir. Y en su caso ¿Quién querría responder al anciano Epicteto? Quizás sólo lo podría hacer él mismo: “No pretendas que las cosas ocurran como tú quieres. Desea, más bien, que se produzcan tal como se producen, y serás feliz”. Asunto ventilado.

Cuando no tengo más remedio que elegir, te diré, me acojo desde hace décadas a la cláusula de procurar no perderme y no pensar en lo que me habré perdido.

Te mando un cordial saludo, Pedro

el objeto a dijo...

qué bonito post!
pide casi dejar como respuesta unas montañas de silencio...

yo creo que sí se puede elegir, siempre hay una posibilidad de elección

la frase de Benjamin me ha hecho pensar que lo mejor es soñar, sí, con la siguiente época, y al soñar con ella poder vivir de forma que uno se atreva a hacer posible algo de ella en su época, fuera de garantías y recetas... creando con su propio sueño una nueva realidad

Luis Rivera dijo...

Una vez más la insatisfacción en la imposibilidad comprender que somos temporales, nosotors y lo nuestro. Uno está tentado a decir, "si esto es tan corto, no me lo cambien, por favor", pero sabe que a nada va a llevar ese deseo de parar las cosas, y nacer y morir en el mismo tiempo.

Eterna aprendiz dijo...

Un sueño.
El título que le has puesto, lo dice todo.
¿Estamos dispuesto a ir tras ese sueño si aparece?
Somos máquinas de desear, a cada instante deseamos.
Nuestra libertad consiste en elegir, en esos SÍ ó esos NO que a cada momento nos enfrentamos. Todos somos irremediablemente libres.

Nietzsche: "El fastidio es un estado de ánimo que obedece a unas causas, eliminadas las cuales no se elimina el fastidio".

Sirena Varada, perderse a veces es lo mejor, la única posibilidad de sentirse más viva que nunca. La pérdida, perderte, abandonarte, dejarte llevar por tus deseos te permite entrar en ese sueño y realizarlo. La razón o sinrazón, el crear tu verdad aunque tengas que construirla desde un deseo fuera de la razón establecida. Tu nueva realidad a partir de la que existe.

Sentirse vivo, apasionarse, perseguir los sueños. La salud que haga lo que quiera.

Besos querido amigo.